Nuestro Blog


Este blog es una plataforma de comunicación que nace del Projecte Trèvol, cuyo objetivo es crear un foro de opinión sobre la integración real de las personas con discapacidad en el empleo.

viernes, 7 de septiembre de 2012

EMPLEO CON APOYO E IMAGEN



EL ASPECTO PUBLICITARIO DE LA BÚSQUEDA DE EMPLEO PARA LAS PERSONAS CON DISCAPACIDAD


      No cabe ninguna duda que ofrecer cualquier producto a un empresario no es una tarea nada fácil. Una de las primeras barreras que ha que superar es llegar hasta él, 
¿cómo podemos hacerlo en la modalidad del Empleo con Apoyo?
     Tenemos que conseguir que el empresario conozca que es el Empleo con Apoyo, para ello es fundamental la realización de la campaña de imagen que tiene que realizarse en esta modalidad de trabajo. Para ello se debe planificar una campaña de imagen y de información, tienen que conocer que existe una nueva forma de trabajar con las personas con discapacidades severas.
     De entrada los negocios, las empresas privadas o públicas les puede parecer un fuerte obstáculo el trabajo con este tipo de personas. Como bien todos sabemos las empresas está constituidas en su esencia para ganar dinero o cumplir con eficacia alguna función específica, y lo que menos quiere el empresario o directivo es tener dificultades añadidas con los trabajadores y con su rentabilidad productiva. No se puede perder vista el sentido empresarial, ponerse en su lugar, y entender que para cualquiera que dirija una empresa, uno de las mayores dificultades son los trabajadores y sus relaciones laborales, tanto productivas como rentables. No podemos por tanto añadir dificultades tenemos que facilitar este proceso para que al empresario esto no le sea una carga añadida a su trabajo.
     Pues bien, lo primero será hacerle llegar a este, que significa el Empleo con Apoyo, y que ventajas tiene para él. Para ello hay que poner en marcha mecanismos informativos por medio de reportajes y artículos que expliquen que es lo que significa esta modalidad de trabajo. Hay que tener una idea muy clara de lo que se quiere decir y cómo se va hacer, adaptar el lenguaje a un público general. Tenemos que partir de la base de que el posible receptor no tiene porque conocer el mundo de la discapacidad, y menos el de su inserción laboral. Muchas veces podemos caer en el error de que el posible destinatario de la información sabe más cosas de las que creemos, simplemente porque nosotros las damos por obvias, porque que nosotros si que las conocemos. Hay que explicar las cosas de una manera sencilla y sin dar por supuestas cierta información, especialmente las relacionadas con la jerga concreta de este sector. No nos dirigimos habitualmente a sectores especializados, vamos al sector de la empresa convencional.
    Muchos educadores fracasan a la hora de enseñar precisamente por este error cuando se transmite la información, no saben separar su conocimiento personal del que tiene su auditorio o público receptor. No olvidemos, por tanto, que ha que explicar con sencillez para que nos entiendan, no para demostrar que sabemos mucho, sino para que luego se convierta en un resultado ineficaz.


     Tenemos que pensar que para poder optar hay que conocer, el mejor producto si no es conocido no se puede vender, es una técnica básica de venta sea del sector que sea.
    Aquí entraríamos en lo llamamos publicidad de imagen, hay que dar a conocer, pero además con una característica muy clara, esa información tiene que ser atractiva, las cosas se pueden contar de muchas maneras por esto hay que hacerlo de un modo atrayente; un buen producto, o un buen servicio si no se hace sugerente no consigue su objetivo de venta, al contrario puede crear una imagen negativa del mismo y repercutir en sus resultados de eficacia.
     Ese proceso debe estar bien programado, siguiendo una serie de premisas que hagan que el receptor este en una predisposición positiva a la hora de proponerle un trabajador con discapacidad. Habrá que saber cuales son los medios de difusión que pueden llegar a este tipo de personas, cual es la prensa que leen, que es lo que les interesa. De esta manera podemos ir al encuentro de estos a través de diferentes medios. Es un estudio que hay que hacer con realismo, analizando que medios de difusión nos pueden interesar más, porque ahí vamos a encontrar el perfil deseado.

      En publicidad es fundamental una vez tenemos claro el producto que se va vender, dos cosas; la primera es donde debe difundirse la información y luego la manera de hacerlo, como expresarlo para que se nos entienda, que la información llegue sin error ni confusión, en definitiva, hacerse entender.
     Cuando el buscador de empleo se acerque a la empresa en cuestión tendrá mucho ganado si ya conocen la modalidad del empleo con apoyo, y más todavía cuando la información que le ha podido llegar ha sido positiva y se ha encontrado con ella de una manera natural y convencional.
     El Empleo con Apoyo y la integración de las personas con discapacidad es un tema que se encuentra muy poco introducido en el mundo laboral ordinario, es algo que no es fácil de explicar si no se tiene un conocimiento previo del tema, por eso tenemos que procurar todos los medios que estén a nuestro alcance para poder explicar con la mayor sencillez posible en que consiste.
     El proceso es fundamental cumplirlo, no olvidemos que cualquier empresa está harta de cantidad de representantes y asociaciones que le están pidiendo continuamente cosas, por ello cuando acude el buscador de empleo es bueno encontrar a un empresario con la convicción de que la integración de las personas con discapacidad es algo muy positivo, donde él puede salir beneficiado.
     El proceso como vemos es muy sencillo se trata de crear una imagen de marca, es decir, que la gente conozca de alguna manera en que consiste el empleo con apoyo, para ello hay que buscar todos los soportes que estén a nuestro alcance, es importante una buena planificación, si es posible que sea anual, que se marquen unos objetivos claros, no ir de cualquier manera e improvisando.
    Si la planificación no se hace de manera correcta puede ocurrir que las visitas del buscador de empleo no tengan los resultados deseados porque el terreno no se ha preparado, es decir, no se ha realizado la campaña de imagen que puede hacer que te habrá las puertas.
     Después de la campaña de imagen, hay que organizar la selección de visitas a empresas, de tal manera que no se pierde tiempo, esfuerzo y dinero. El orden es vital, para que se cree un proceso coherente y eficaz, no se trata de hacer muchas visitas, se trata de que sean productivas, que produzcan resultados favorables para la inserción laboral.
    Una vez se ha realizado la campaña de imagen y la visita personal hay que dejar una información escrita que informe con detalle de la modalidad del Empleo con Apoyo, y sobre todo es muy importante que les aclare cuales son las ventajas que va a tener en su empresa por contratar a una de estas personas, teniendo en cuenta los dos aspectos fundamentales que le van a interesar; la realización del trabajo bien hecho y el ahorro económico que le supone para su negocio.
     También se puede insistir en el tema del voluntariado social, pero esto debe ser un recurso siempre secundario, no se puede entrar porque hay que mentalizar que no es una obra de caridad sino que es una apuesta positiva para su empresa.
     Una vez se han cumplido los tres pasos mencionados; campaña de imagen, visita personal programada y información por escrito concisa y clara, nos falta lo más importante, demostrar la capacidad del equipo técnico en llevar a cabo su función de apoyar y formar a estas personas para que se inserte en el puesto de trabajo concreto buscado.
     No podemos olvidar que la mejor imagen que podemos dar son los buenos resultados, demostrar que se sabe trabajar con eficacia, para que no suponga un obstáculo al empresario haber realizado uno de estos contratos.
    Esto es lo que nos va a suponer nuevos contratos tanto en la misma empresa como para provocar que otros empresarios del sector o de cualquier otro campo puedan también mostrar interés por incorporar a personas con discapacidad a la plantilla de sus trabajadores.
    En definitiva llevar un orden establecido para que el proceso sea correcto y por lo tanto de los resultados deseados, y sobre todo no olvidar que la mejor venta es el trabajo bien realizado, si rompemos alguno de los eslabones o nos falla, es de prever que se fracase en el proceso, por este motivo hay que verlo todo con una visión de conjunto y con un orden. Es un claro ejemplo del trabajo en equipo, en cuanto algunas de las fases o las personas que intervienen se descuelguen podemos vernos fracasados en nuestra labor.
    Resumiendo vamos a sintetizar el proceso en cuatro etapas; campaña de imagen informativa de la modalidad del empleo con apoyo, visita selectiva y eficaz del buscador de empleo, información por escrito de lo que es y de sus beneficios para la empresa y demostrar la profesionalidad del equipo técnico con el trabajo bien realizado.
    
      JAVIER ABAD CHISMOL